¿Dónde está mi jodido platillo volante?

 photo platillosvolantes_zpsb671ef3d.jpg 

Un día se me presentó una duda existencial. Para resolverla me puse a calcular y calcular, estuve minutos, horas, noches calculando, comiéndome la cabeza con números bajo la siguiente hipótesis: Tengo derecho como cualquier ciudadano a ser abducido por un extraterrestre. Este es un resumen por puntos de mi análisis (para los vagos, sólo leer lo que está en rojo).

(1) Solo en la Vía Láctea se estima que hay 300.000 millones de estrellas, en torno a las cuales orbitan 50.000 millones de planetas y de éstos, se calcula que 500 millones son habitables. Después un tal Frank Drake estimó que de los habitables un 1% podrían tener vida inteligente, o sea, 5 millones de planetas, y de los cuales otro 1% sería capaz de comunicarse con nosotros. Esto suponen 50.000 planetas.

(2) Ahora bien, teniendo en cuenta que en el mundo observable, que incluye muchas más galaxias además de la vía láctea, se estima que hay 100.000 millones de galaxias: 300.000 mill. x 100.000 mill., 30.000 millones de estrellas elevado a 12 (30.000.000.000.000.000.000.000). Lo que supone que utilizando la razón anterior de 300.000 millones estrellas = 50.000 planetas son capaces de comunicarse con nosotros, 30.000 millones de estrella elevado a 12 y con ello, 5.000 millones de planetas elevado a 6 (5.000.000.000.000.000) son capaces de comunicarse con nosotros.

(3) Por consiguiente, y aquí el quid de la cuestión. Según mis cálculos, hay una probabilidad de que un 1% podría dar un paseo por la vía láctea (500.000.000.000) y otro 1% dará un paseo por nuestro planeta (5.000.000.000). Más o menos la mitad podría tener un interés especial en llevarse un recuerdo de la tierra, es decir, 2.500 millones de platillos. La tierra tiene 7.000 millones habitantes, si quitamos a todos los tontos que son de poco interés para los extraterrestres se reduce a un tercio, o sea, 2.333 millones de candidatos y quitando los 3 millones que ya han sido abducidos y no se puede repetir, son 2.330 millones.

(4) En conclusión, prácticamente tocamos a un ovni con interés de abducirnos por persona. Por tanto, la hipótesis es cierta. Y todo esto para poder decir lo siguiente con respaldo científico: ¿cuándo vais a venir a por mi, cabrones?, ¿dónde está mi puta nave con los extraterrestres que me corresponden?, os estoy esperando.

(La información se transmite de forma similar en nuestra sociedad. El punto 1 es lo real, el punto 2 es cuando pasa por manos de los que gobiernan y el punto 3 es la información que nos transmiten los medios de comunicación. El punto 4 es lo que al final acabamos leyendo y se nos queda en la cabeza.)

No hay comentarios

Publicar un comentario

Toggle menu